Fue a raíz de una denuncia que llegó al sistema de reportes local. La persona, de origen chino, había vuelto de su país el 8 de marzo y estaba atendiendo al público en un supermercado de Villa Bosch con un barbijo, incumpliendo la cuarentena impuesta por el protocolo nacional.

Los inspectores municipales procedieron a la correspondiente clausura del comercio y advirtieron a las autoridades sanitarias sobre esta persona que no estaba respetando la reglamentación vigente sobre esta enfermedad.
La Municipalidad lanzó un operativo especial de inspección de domicilios particulares y comercios para que se cumplan las condiciones sanitarias a raíz de la pandemia del coronavirus. Se puede denunciar localmente a través del teléfono 107 (SAME) o desde Ojos en Alerta, el sistema de denuncias por Whatsapp.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *