El presidente Javier Milei, por pedido de su vicepresidenta Victoria Villarruel, resolvió que el próximo 24 de marzo indultará a todos los militares genocidas como respuesta a la masiva movilización que organizan los organismos de Derechos Humanos todos los años por Memoria, Verdad y Justicia, está vez acompañados por los gremios.

Siempre dandole la espalda al pueblo

En el día de hoy, la vicepresidenta participó de la reunión de Gabinete y luego tuvo una reunión a solas, donde el presidente le  confirmó que espera firmar un indulto para los militares detenidos o autorizarlos a cumplir la condena domiciliarias en sus casas. La decisión la resolverá en las próximas horas con Javier Herrera Bravo, el  actual secretario Legal y Técnico. Como se recordará, el pasado 8 de marzo, con su estilo provocativo cambió el nombre del Salón de la Mujeres en la Casa Rosada, retirando los cuadros de todas las heroínas de la Patria.

Ayer en la sede la CGT se realizó el anuncio de la movilización para el próximo domingo que se calcula multitudinaria como todos los años. Este año, además de reivindicar la lucha de los 30 mil desaparecidos, quedará  claro también resistir al modelo libertario de Milei.

“Unirnos es una inyección de vida”, dijo Estela de Carlotto ante la multitud que colmó el salón Felipe Vallese de la CGT. Y fueron esos dos conceptos, la unidad y la vida, el denominadorcomún de los discursos de los que participaron del anuncio de la movilización. Unirse para defender los derechos al trabajo digno, a la educación y la salud, todos “atacados” por el gobierno de Javier Milei. 

Una unidad de los argentinos para el próximo domingo. Además de Adolfo Pérez Esquivel, Estela de Carlotto y Tati Almeida, también participaron Charly Pissoni por H.I.J.O.S. y representantes de la APDH, el MEDH y Familiares y Compañeros de los 12 de la Santa Cruz, entre otros. Desde el mundo sindical, participaron la CGT y las dos CTA, con lo cual se espera una gran marcha.

Por admin