Un 24 de mayo de 1973 nacía en Cordoba Capital Rodrigo Bueno, más conocido como “El potro”. Lo destacaban su carisma y su simpatía, elementos fundamentales que le permitieron llevar el cuarteto a la escena nacional. Los colores estridentes en su pelo, el look de boxeador, el Luna Park a sala llena; por nombrar solo algunos de los elementos que caracterizaron la imagen que trascendería los hogares de miles de familias a lo largo y ancho del país. 

Criado en el epicentro de una familia de artistas y de profesionales de la música, Rodrigo desarrolló sus primeros años en el género en la provincia de Córdoba. Su padre, Eduardo Alberto Bueno, fue uno de los referentes de la industria discográfica en la década del 70, casado con Beatriz Olave compositora y trabajadora de una empresa editorial. Con sólo cinco años de edad y la ayuda de su padre, Rodrigo grabó su primer disco de canciones infantiles titulado “Disco Baby”. Ya llegada su preadolescencia, Rodrigo realizó sus primeras colaboraciones con la banda “Chébere”. Fue tras varios años e intentos fallidos de consagrarse en la popularidad que decidió trasladarse a Buenos Aires para “probar suerte”. Recién en 1987 grabó su primer disco solista, “La foto de tu cuerpo”. En 1956 firmó un contrato con el sello discográfico Magenta Discos, con el cual grabaría su mayor éxito, “Lo mejor del amor”, y al que le seguiría su disco más exitoso y el que logró catapultarlo a la fama: “La leyenda continúa”, consagrado como disco de oro por CAPIF.

El 24 de junio de 2000, asistió a la grabación del programa televisivo “La biblia y el calefón”, ceno y luego fué a realizar un show en La Plata junto a su hijo y su novia. Rodrigo manejaba su camioneta de vuelta a la Ciudad de Buenos Aires, y tras sufrir el bloqueo de un conductor que también ingresaba a la autopista, perdió el control del automóvil y chocó en un trágico accidente que concluiría con su muerte y el lamento de todo un país. Un país, que hasta el día de hoy, lo recuerda con cariño y pasión al entonar cualquiera de sus canciones. 

Por

Abrir chat