Nancy Videla (31), hallada asesinada en la madrugada de ayer en una casa de la localidad bonaerense de Ingeniero Budge tras permanecer una semana desaparecida, murió a raíz de un fuerte golpe en la cabeza y los investigadores no descartan que haya padecido un ataque sexual, mientras que el principal sospechoso detenido por el femicidio se negó a declarar al ser indagado por la Justicia.

La víctima fue encontrada desnuda, cubierta con cal y envuelta en una bolsa, sepultada bajo un contrapiso. Según Télam, llevaba de cuatro a cinco días en proceso de putrefacción.

Alan Leguizamón, novio de la víctima, aseguró ayer a la prensa: “Lo único que voy a pedir por ella es Justicia”.

El detenido es Damián Lezcano Mendoza (70), de nacionalidad paraguaya, administrador de la vivienda donde fue hallado el cuerpo y en la que Videla había vivido hacía un tiempo. “No entiendo nada”, fue la única frase que le dijo al magistrado en la audiencia.

Le imputaron el delito de “homicidio agravado por violencia de género” (femicidio) y un posible ataque sexual. El sujeto cumplió una condena por homicidio por un hecho ocurrido en 2002 en el partido bonaerense de La Matanza, cuya pena venció el 13 de noviembre de 2005.

Por

Abrir chat