Con el apoyo de la oposición dialoguista y cómplice, el Gobierno de Javier Milei tiene motivos para festejar: esta mañana, con 142 votos a favor, 106 en contra y 5 abstenciones, la Cámara de Diputados le otorgó media sanción al megaproyecto de la llamada Ley Bases, que incluye –entre otros perjuicios para gran parte de la sociedad argentina- la privatización de once empresas públicas, la eliminación de la moratoria previsional, beneficios impositivos para las grandes empresas y las facultades extraordinarias para el presidente.

De esta manera, con el acompañamiento del radicalismo, el PRO, Hacemos Coalición Federal y varios partidos provinciales, el oficialismo consiguió su revancha, al haber aprobado, minutos antes de las 9, el primer proyecto desde que Milei asumió la presidencia.

De todas maneras, el fantasma de la votación en particular volvía a acechar al oficialismo, que observaba con preocupación que había varios capítulos -como la restitución de Ganancias en el paquete fiscal o la reforma del Estado en la Ley Ómnibus- que no contarían con los apoyos necesarios, y que por lo tanto podrían generarle algún dolor de cabeza a La Libertad Avanza.

NOTA EN DESARROLLO

Por admin