Este jueves los trabajadores de la sucursal de Martín Coronado, Tres de Febrero, realizaron una jornada de lucha donde denunciaron salarios por debajo de la línea de la pobreza, sobrecarga laboral y riesgos de accidentes por las condiciones de trabajo y por maquinarias en mal estado.

Pasaron 11 minutos del mediodía en la sucursal de la multinacional francesa de Martin Coronado y comenzaron a sonar los bombos y trompetas que alentaban al movimiento de las banderas. Mientras “colgaban” a estas últimas -en ellas se leían las demandas de los trabajadores-, apareció un escribano de la empresa, esos que para una firma cobran decenas de miles de pesos por hora, quien iba a registrar quienes estaban en la actividad para luego descontarles las horas ¿Con ese ahorro de varios miles de pesos la patronal le pagará al escribano? No se sabe a ciencia cierta, pero seguro Carrefour no pierde, opina este cronista.

Fabián Dechant, delegado de la sucursal, comentó para este medio que los que trabajan en modalidad part-time cobran por debajo del salario mínimo, vital y móvil. También reclamó por la efectivización de los tercerizados por agencia.

“Carrefour nos somete a trabajar en condiciones, no solo precarias, sino que ponen en riesgo nuestra salud. Zorras eléctricas, estibadoras y sillas están rotas. Pusieron una rueda más chica que las demás en una estibadora y eso puede provocar, en el caso de un accidente, que se caigan los pallets sobre los clientes” expresaba el delegado, quien afirmó que con la pandemia las ganancias de Carrefour aumentaron exponencialmente

Amasaron fortuna sobre las espaldas y los bolsillos de los trabajadores

Es lo que coinciden todos los trabajadores con los que fuimos hablando desde este diario. “Ni la ropa nos renuevan” dice uno de los delegados.

De ahí uno puede imaginarse que tampoco renovarán las máquinas, ni mucho menos contratarán a más trabajadores para atender las largas filas que se hacen dentro, lo que provoca que los clientes se enojen con los cajeros. “Nosotros no podemos hacer nada. Les decimos a los clientes, que nos dicen que saben, pero nosotros somos la cara visible. El otro día a un compañero de agencia, que está como repositor, lo hicieron ir a atender a la caja. Después, cayó un camión con mercadería y querían que descargue todo. Le dijimos que no vaya. Esas son las multitareas que estamos denunciando” contaba otro trabajador.

Otro empleado agregaba: “Acá, de 16 a 18h, explota de gente porque salen de laburar y vienen a comprar. Pero en ese horario hay menos compañeros y la empresa no quiere contratar ni darle más horas a los part-time”.

Coordinarse y unificar porque es una situación común a todos los trabajadores.

La pelea es difícil. Desde 2020 vienen peleando por estas demandas y han realizado anteriores acciones y jornadas de lucha que hemos retratado aquí. Incluso, a esto se suma la paritaria miserable que acordó la conducción del sindicato de comercio con el Gobierno, la cual ya se perdió a caballo de la inflación galopante.

En este marco, el plenario nacional abierto a los trabajadores de comercio que convocan desde la agrupación UTM tiene un importante valor como polo de reagrupamiento de los sectores anti burocráticos y de lucha. Sería importante que se discuta, no sólo las condiciones de trabajo de los sectores de comercio, sino también la de otros sectores como los choferes y la de los trabajadores de la salud donde reina la precarización laboral, los salarios de hambre y el pluriempleo; que salga una fuerte denuncia, no sólo a las conducciones sindicales burocráticas aliadas del gobierno, sino al mismo gobierno que prioriza los acuerdos con empresarios que llevan adelante la precarización y tercerización, como el mismo Cavallieri reconoció; y que se resuelva una acción coordinada con todos los sectores en lucha para imponer un plan de lucha favorable al conjunto de los trabajadores

Fuente: La Izquierda diario

Gentileza Facundo Pilarche

Por

Abrir chat