La autopsia del joven asesinado a golpes en Villa Gesell aseguró que murió producto de un “traumatismo de cráneo” provocado por un fuerte golpe. En tanto, diez de los once detenidos se negaron a declarar.

Por la muerte de Fernando Báez Sosa (19), los 10 de los 11 implicados se negaron a declarar. Mientras que Pablo Ventura, aseguró que no se encontraba en el lugar.

Las imágenes de una cámara de seguridad de un restaurante de esa ciudad, comprobarían de su testimonio. Sin embargo, el resto de sus amigos que sí se encontraban presentes en la noche que murió Fernando, se encuentran cada vez más complicados.

Ahora, la autopsia del joven arrojó que su muerte fue producto de un “traumatismo de cráneo”, que lo habría ocasionado un fuerte golpe. Según los testigos y parte de algunas filmaciones, Fernando fue víctima de un linchamiento por un grupo amplio de rugbiers que se encontraban vacacionando en esa ciudad.

Cabe recordar que la fiscalía interviniente dispuso la aprehensión de 11 sospechosos por el crimen.

Hablo la chica que le hizo RCP

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *