Una gran porción de la masa societaria le hizo caso al técnico Diego Maradona y Gabriel Pellegrino seguirá como presidente de Gimnasia. El candidato del oficialismo, principal directivo tripero desde 2016, sumó 2759 votos y superó a Mariano Cowen (1458) y Salvador Robustelli (278). De esta manera, el DT continuará en su cargo.

“Ya armamos bases sólidas para que nuestra institución siga creciendo: cuestiones fundamentales que se debían hacer, como sanear la economía y ordenar lo administrativo. Ahora tenemos un club previsible y eso es fundamental para proyectar una evolución a futuro”, le dijo Pellegrino (62 % de los votos) a los medios.

“Los sueldos de todo el personal están al día, bajamos el pasivo, tuvimos superávit en el último ejercicio y somos uno de los seis clubes que tienen todo en orden con la Superliga, cumpliendo con el reglamento vigente. Son logros que quizás no se ven tanto, pero que son muy importantes para que Gimnasia pueda crecer de una manera real”, agregó el flamante ganador de las elecciones, quien gobernará al Lobo hasta fines de 2022 y tendrá a los siguientes vicepresidentes: Jorge Reina, Raúl Tassi y Antonio Gargiulo.

La misión de la nueva comisión directiva (cabe destacar que muchas autoridades sí se renovaron) no será sencilla. Todo lo contrario. El club platense todavía atraviesa una situación económica delicada, de hecho está concursado, y el equipo se encuentra último en la tabla de los promedios.

“Achicamos la deuda y nos mantendremos en esa línea hasta cancelarla. En el fútbol profesional, en cambio, cometimos errores y es algo a mejorar. Ya hablamos con el cuerpo técnico y nos pusimos de acuerdo qué sectores debemos reforzar en este mercado de pases”, explicó el presidente, que contó con el apoyo explícito de Maradona.

El camino que recorrió Pellegrino hasta alcanzar este nuevo triunfo electoral fue extenso, y tuvo curvas, marchas y contramarchas. El dirigente oficialista no había presentado lista para la primera fecha estipulada (23 de noviembre) pero la renuncia pública de Diego le dio otra oportunidad, debido a que los dos candidatos originales bajaron sus postulaciones. Luego, hubo amagues de unidad que fracasaron y entonces la institución fijó un nuevo día para la votación. En la segunda posibilidad no solo decidió participar: obtuvo la reelección.

El apoyo de Maradona fue fundamental. Cuando el máximo directivo tripero casi no contaba con apoyo popular, el entrenador lo volvió a posicionar en el centro de la escena. En el último partido del año el DT utilizó una gorra con la leyenda “PELLEGRINO PRESIDENTE” y después del encuentro fue a fondo: “Yo no me siento con nadie, yo no traiciono. Solo sigo si gana el presi”. Esas dos jugadas, sin dudas, modificaron el escenario. Aunque es imposible saber cuántos votos le sumó el técnico, es evidente que fueron muchos.

“Diego decide solo y su apoyo no tuvo que ver con ningún arreglo conmigo. No fue algo planeado y él se manejó así por sus convicciones”, aclaró Pellegrino, que se aseguró a Maradona hasta mediados de 2020. Al menos eso dice el contrato entre las partes y eso mismo afirmó el excapitán del seleccionado argentino.

Cuando se reanude el campeonato, Gimnasia retomará su ardua lucha por la permanencia. El Lobo, a pesar del triunfo del fin de semana pasado, se encuentra en el escalón más bajo de la tabla de los promedios, y bastante lejos del último equipo que se salva y divide por una sola temporada (Colón, que está a 10 puntos).

“La idea para el próximo semestre es traer jugadores de jerarquía, que le sirvan a Maradona y que puedan llegar y ponerse a jugar”, manifestó el presidente, quien también prometió mejoras en infraestructura: “Pronto empezaremos las obras para terminar la querida Platea H y además pondremos en condiciones las canchas del fútbol amateur”.

Maradona señaló el sendero. Los socios que quisieron garantizar su continuidad, lo acompañaron. Lo que hace cuatro meses parecía imposible, ocurrió: Pellegrino seguirá como presidente de Gimnasia hasta 2022.

EL NÚMERO

4573: fueron los socios que votaron; 1089 personas menos que en las elecciones de 2016, en las que hubo dos listas y Pellegrino también venció a Cowen.Por: Máximo Randrup

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat