En su desenfrenada y salvaje carrera en la obsesiva búsqueda del déficit cero, ahora el Gobierno de Javier Milei anunció que avanzará contra las cooperativas de trabajo.

El vocero presidencial, Manuel Adorni, adelantó que se procederá a suspender a todas las cooperativas que fueron creadas entre 2020 y 2022, por supuestas irregularidades detectadas en su funcionamiento. “El Ministerio de Capital Humano va a depurar y controlar el padrón de cooperativas”, dijo en su habitual conferencia de prensa en Casa Rosada.

En tal sentido, el vocero se refirió con al aumento exponencial del número de cooperativas en los últimos años. Adorni señaló que “las cooperativas pasaron en los últimos años de 9.970 a 23.836, otra caja que desaparece”.

En este sentido, el funcionario explicó que se suspenderá la operatoria de todas las cooperativas creadas entre 2020 y 2022, y que se llevará a cabo la inspección de 4.355 cooperativas creadas en el año 2023. Esta medida, según Adorni, tiene como objetivo eliminar una supuesta “caja negra de la política”.

Además, mencionó la reiteración de la autorización para operar de 11.853 cooperativas que habían sido suspendidas en 2019 y que, según sus palabras, el gobierno anterior decidió seguir financiando por razones desconocidas.

En cuanto a las irregularidades detectadas en las cooperativas, Adorni destacó que el 72 % de las creadas entre 2020 y 2022 no presentaron balances ni asambleas. Además, un porcentaje significativo de estas cooperativas presentan inconsistencias en la información proporcionada, como asociados repetidos, direcciones de correo electrónico inválidas y domicilios inexistentes.

Por admin