(Por Ricardo Tejerina ) Si bien hoy, producto de la necesidad electoral, hay una tendencia a “municipalizar” la elección del 27-10, no es ésa una convicción, sino la consecuencia de un mal pronóstico nacional y provincial.

En las propuestas que surgen de los vecinos el liderazgo es colectivo y plural, la diversidad ideológica prevalece porque la síntesis es la preocupación local y los referentes son emergentes inequívocos de la propia comunidad, por lo general sin antecedentes políticos (ni de los otros). Las opciones vecinalistas son un fuerte anticuerpo contra las listas sábana, pues al relevar su composición uno se encontrará con la gente de a pie que a cotidiano comparte la vida en el propio territorio, enfrenta las mismas dificultades y -sentido común mediante- comparte una visión bastante homogénea de las prioridades, que la política tradicional suele soslayar.

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat