El nuevo anuncio del Presidente Alberto Fernandez comenzará a regir desde el miércoles 1 al 17 de julio.

-Transporte público. A partir del lunes solo podrá ser utilizado por los trabajadores de las actividades esenciales, que se reducen a 24 áreas.

-Permisos. Los trabajadores esenciales deberán volver a pedir el permiso para circular. Se hará un mayor control para otorgar las llamadas “habilitaciones por circunstancias especiales” (como un turno médico o el cuidado de una persona mayor). El Gobierno seguirá promoviendo que los permisos se tramiten a través de la app Cuidar.

-Comercios. A partir del miércoles 1° de julio, En la Capital y el Gran Buenos Aires solo abrirán los comercios esenciales (como supermercados, verdulerías y farmacias). Ayer se estimaba que unos 70.000 comercios deberán volver a cerrar sus persianas esos diez días hábiles.

-Restaurantes. Continuarán bajo la modalidad delivery.

-Bancos. Seguirán abiertos, con protocolos, como los turnos.

-Industrias. Podrán seguir operando las industrias que ya habían sido habilitadas: las esenciales (alimentación, medicamentos, equipamiento médico, etc.); las que operan dentro de parques industriales o zonas industriales planificadas; las de proceso continuo; las vinculadas a los sectores de exportación. Todas deben seguir ofreciendo transporte particular de sus trabajadores y protocolos sanitarios especiales.

-Empleo público. “Vamos a frenar el empleo público”. La idea es promover el trabajo remoto de la administración pública, con la intención de reducir la circulación de empleados estatales en el transporte.

– Las personas No esenciales no pueden tomar transporte público.


Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat